lunes, 11 de julio de 2011

De recuerdos y libelulas


Ya no se sirve un gran desayuno con la enorme mesa puesta con la elegancia de antaño. 
El jardín ya no se riega todos los días, la leña ya no chisporrotea en la chimenea dando un calor amable a la cocina.Los botones no están ya en las cajas de latón ni los vasos de cristal en sus anaqueles.  
Los muebles cambiaron su eterno lugar, las paredes tienen hoy un aspecto distinto, sin su débil color pastel, cada pasto, cada flor, cada árbol a sido cambiado de lugar para crear una jardinera magnifica si; pero sumamente distinta. 
Ya no hay esa sensación de seguridad flotando en el ambiente, pues las cosas que constituyen mis recuerdos de la infancia se han esfumado para no volver. 
Las personas, las mariposas, los sabores y olores. 
Sigue siendo siempre mi casa, levantándose imponente en lo alto del camino, la gran hacienda donde el tiempo parece no pasar nunca. 
Es siempre mi casa, de la que amo cada piedra y cada rosal, es siempre parte de mi vida, pero por alguna razón, me siento como una extraña en ella. Como alguien que ha llegado a invadir un espacio que ya no le pertenece, como yo veía con desdén  a todos esos visitantes que aparecían con la añoranza a cuestas, y una vida a varios kilómetros del lugar. Hoy soy uno de ellos. Vuelvo a casa, sin saber donde esta mi hogar.
Es siempre mi casa, tan mía como mi alma y mi respiración, es siempre parte de mi, pero me siento como una extraña en ella.

5 comentarios:

  1. tal vez esa sensacion sea tan solo un aviso de que algo debe cambiar...algo en ti :S
    no crees ?¿
    Se que no es muy logico guiarse por sensaciones, pero la verdad es que nuestro cuerpo a veces habla mucho mas de nosotros que nuestra mente... si no te sientes comoda por algo sera =)
    animo preciosa!
    seguro que esas sensaciones volveran a cambiar dentro de no mucho n.n
    Por cierto... me encantan las imagenes que tienes arriba del blogg =)

    ResponderEliminar
  2. Si te sientes extraña es que a lo mejor no es como t gustaria que fuera tu casa, como si la tuvieras que cmbiar, o tuvieras que cambiar tu...
    me ha encantado el texto y tu el cambio de tu blog, las fots de arriba me encantan!
    P.D. ya has visto tu premio que esta en mi blog?

    ResponderEliminar
  3. Segun Srta. Alicia Alina las normas del concurso (el premio que te di a ti y a otros 9 blogs) son:
    -Ponerlo en (algún) lado de (algún) post.
    -Disfrutarlo.
    -Pasárselo a otras 10 personitas.
    Un besooo, tu si que erres ermosa!

    ResponderEliminar
  4. hola hola hermosa princesa!!!

    pues acá ando de nuevo visitando tu mundito, tenia abandonado todo lo de blogger x mis carreras de la uni pero pues he vuelto y a seguir comentando en este bello mundito q tienes...

    me ha conmovido mucho ese relato que escribiste... creo q te habia dicho que escribes re precioso nena.. y recuerda que es tu casa, es parte de ti, eres tú misma, si x alguna razón te sientes ajena a ella, recuerda que es tu casa y tú misma, y x lo tanto puedes volver las veces que quieras...

    muchos besitos linda =)

    ResponderEliminar
  5. Es muy muy bello el texto. Me suena como si mi abuelo se lo hubiera escrito a mi abuela cuando ella fallecio. Por eso de no hallarse.

    ¿como estas? Un besote

    ResponderEliminar

Suspiros